martes, 13 de enero de 2015

¿A qué vamos al Colegio?






Preguntarnos el para qué hacemos algo, es preguntarnos por su fin último. Supone buscar el sentido, lo que realmente nos mueve y motiva a seguir adelante con ese objetivo o sueño.


En ocasiones esto no es fácil pues muchas veces, cuando estamos inmersos en un proyecto, surgen dificultades, llega el cansancio y nos cuesta ver que avanzamos. Es urgente entonces, volver para atrás, poner de nuevo el foco en el para qué originario; en ese propósito que estaba por encima de dichos problemas. Solo así, después de un tiempo de dudas y reflexión, podemos seguir adelante con la misma fuerza y determinación de los comienzos; sintiendo de nuevo que estamos centrados, que vamos por el camino correcto.


De ahí que en estos momentos de dudas, inseguridad y crisis educativa, una de las preguntas más poderosas que podemos hacernos sería: ¿Para qué y a qué van nuestros hijos al colegio? Contestar a esta pregunta supone re-enfocar contenidos, formas y programaciones, hacia ese fin último.


En Aprendemos Todos nos hemos hecho esta pregunta, de hecho queremos seguir haciéndonosla contigo.


La educación, definida por los clásicos como PAIDEIA, tenía como fin abrir caminos interiores y exteriores en el ser humano, o dicho de otro modo, tomar conciencia de nuestras capacidades latentes y llevarlas a la práctica. ¿Busca esto nuestra educación hoy en día? ¿Qué grado de autoconocimiento y desarrollo personal obtenemos de ella? ¿Puede una clase de matemáticas, literatura o arte mostrarme algo de mi? ¿Puede de hecho conectarme con todo lo que me rodea? ¡¡Así lo creemos en Aprendemos Todos!!


Decía Platón que “Educar es dar a la mente, al alma y al cuerpo toda la belleza y perfección que sean capaz de desarrollar


La Escuela debería ser un lugar de emoción, aventura y misterio; un espacio que dé oportunidades para experimentar en libertad, que haga nacer en cada niño la pasión por el Conocimiento y que posibilite descubrir su propio poder personal, que se ejercita como un músculo, poco a poco y día a día; sabiendo que el beneficio es incuestionable.


Para ello necesitamos maestros, profesores y padres que busquen con certeza y claridad este camino. ¡Que los busquen juntos! Dispuestos a ver sus asignaturas y los límites cotidianos, no tanto como un fin, sino como vehículo para llegar a lo esencial y extraordinario de cada niño. El maestro ha de ser capaz de  profundizar en los contenidos que imparte para sacarles todo el partido en su interpretación, relación con otras ramas del saber, y hacer de ellos un camino hacia lo bello, profundo y trascendente de la vida.


En este 9º Congreso queremos seguir aprendiendo juntos y preguntándonos contigo: ¿A qué vamos al colegio?


Estamos convencidos que desde esa actitud de curiosidad y apertura a la vida que tienen los niños, encontraremos las respuestas y podremos convertirnos en maestros de vida, logrando el cambio que nuestros niños y nosotros mismos necesitamos.


No tenemos todas las respuestas, pero las que sí tenemos, las que nos hacen disfrutar de lo que hacemos cotidianamente ¡las queremos compartir contigo!

Aquí está toda la información del Congreso: http://www.aprendemostodos.com/congreso/

No hay comentarios:

Publicar un comentario